Este sueño es maravilloso (cuento erótico)

En los sueños pueden pasar cosas de lo más extrañas. La otra noche soñé con una bellísima mujer sin cabeza que me seducía. Penetrarla fue una exquisitez. Qué bueno que era un sueño pues de haber sido real probablemente hubiera vomitado.

Ahora sueño con un par de mujeres delgadas, de pieles lustrosas color verde pálido. Una de ellas se quita con cuidado uno de sus senos. Me lo entrega en la palma de la mano: es suave y aterciopelado. No pierdo la oportunidad para lamerlo y succionar con ardor el pezón duro que se yergue en su centro. Es delicioso.

Ya se acerca de nuevo la mujer sin cabeza; me rodea con sus cálidos brazos. ¡Este sueño es maravilloso! Me jala el cabello con fuerza mientras pasea sus dedos por mi torso. Mi erección crece a cada segundo. Luego acerca sus uñas a mi carne y me pellizca: con inmensa repulsión descubro que en realidad he sido yo quien lo ha hecho y solo ahora me doy cuenta de que no estoy soñando…

 

 

Seleccionado para la Antología del Segundo Concurso de microrrelatos eróticos Ojos Verdes Ediciones “Labios de neón” convocado por Ojos Verdes Ediciones (España).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s