En el paraíso de los horarios (micro cuento)

Siempre quise nacer como un gnomon inalterable, marcando las horas estoicamente conforme el sol avanzara de un lado a otro de la bóveda celeste. Pero nací hembra, ¡qué desgracia!, y lo que deseaba fuera un prominente, resultó en hendidura. Entristecí en demasía… Hasta que el bondadoso padre tiempo me asignó una tarea ejemplar: ser un hermoso reloj de sol inverso, paseando mi rayo de refulgencia de un lado a otro de una bóveda humana.

 

 

Primer lugar como único ganador y por tanto, seleccionado para la Antología del Tercer Certamen Mundial de Micro relatos “Reloj de sol” organizado por la Editorial Letras como espada (España).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s